Motivos verdaderos de alegría

Motivos verdaderos de alegría

Una persona sólo puede y quiere alegrarse de veras cuando para ello tiene motivos
verdaderos. Hay innumerables motivos de alegría, no es cierto? Claro que sí y todos
esos motivos tienen esto en común: que se tenga o se obtenga lo que se ama, aunque
ese tener o recibir sea sólo algo futuro o el recuerdo de algo pasado. Por esa razón, la
persona que no ama a nadie ni a nada no puede tener alegría, por muy desesperado
que la busque. En esta última situación adquiere toda su fuerza la tentación de
engañarse a uno mismo con un “paraíso artificial”. El componente de la verdadera
alegría es el amor.

Post a Comment

#SEGUINOS EN INSTAGRAM