El hombre es sagrado

El hombre es sagrado

El sentido de lo sagrado ha desaparecido de la sensibilidad actual. El hombre es un misterio que no quiere ser degradado: resiste por su carácter sagrado. Lo esencial del ser humano es su relación con Dios y su vocación. Hoy se desconoce lo grandeza del hombre. Los hombres somos peregrinos lejos del Señor. Por eso buscamos la felicidad prometida por Cristo. Tendemos nuestras fuerzas hacia la Venida del Señor.
Buscamos nuestra verdadera Patria. Mientras tanto nos consagramos a la función sagrada, que es dar testimonio del Evangelio y de la Gracia de Dios. Aceptamos el dolor del mundo y comprendemos las lágrimas y la esperanza de muchos. Y también aceptamos toda la alegría humana. Por esa comunión en la alegría y los dolores, nos hacemos más hombres y también más cristianos.

Post a Comment

#SEGUINOS EN INSTAGRAM